El mundo avanza de manera acelerada.  Los cambios que experimentamos han hecho que todo suceda tan rápido que cuando lograrnos dar cuenta de las variaciones que se dan, nos encontramos nuevamente en el camino de una nueva variante.  Tan solo basta con ver a nuestro alrededor y se dará cuenta que Guatemala no es al misma, ha cambiado, ha evolucionado, ha crecido.

El cambio es bueno, pero duele.

Tomada de la película “El Rey León” de Disney, recordamos la frase “el cambio es bueno, pero duele” la cual se convierte en una realidad que hoy vivimos.  Los cambios que experimentamos como sociedad pueden facilitarnos y agilizarnos ciertos elementos que hoy son necesarios para nuestra sobrevivencia, pero, por otro lado, generan incomodidad y “dolor” en otros aspectos que muchas veces no nos damos cuenta.

Recomendamos leer: Mario Vargas Llosa y Dionisio Gutiérrez conversan sobre la democracia en Guatemala.

En este proceso de cambio, los aspectos generacionales juegan un papel importante y estamos viviendo en una etapa donde la generación “dominante” (por su número e influencia a nivel global) ha generado cambios en el estilo de vida de una manera que tan siquiera la generación que les precede por momentos les cuesta asimilar.

Dionisio Gutiérrez Mayorga, mencionaba en la cumbre organizada por el Consejo Empresarial Alianza por Iberoamérica, en el foro “Empresa y Política ¿podemos dar la espalda?” la necesidad de encontrar nuevas estrategias ante tanto cambio mediático y, por lo mismo, la importancia que se tiene de comprender el tiempo que nos está tocando vivir.

El Cambio es Necesario

Si bien los cambios pueden asustar, lo cierto del caso es que el cambio es necesario.  No se puede permanecer en el mismo estado aun cuando este esté funcionando ¿la razón?  Es necesario pensar en la mejora continua. Esto no es un llamado a la insatisfacción constante y falta de gratitud por lo que tenemos, mas bien se trata de la comprensión de la necesidad que, como seres humanos, tenemos de pensar en un futuro mejor.

Dionisio Gutiérrez, hacía mención en dicho foro de como esta generación está en el peligro de convertirse en la primera cuyo nivel de aspiración pueda decrecer y, al tener un nivel de exigencia menor a las anteriores, ocasionar un cambio en las condiciones que vivimos.

Ante esta realidad, es necesario también replantear las prioridades, lo cual siempre hace bien.  Considerar que si el cambio está presente y nos permite enfocarnos en lo que realmente vale la pena, podremos en realidad hacer de este un mundo mejor.

Check Also

Dionisio Gutiérrez conversa con presidentes sobre la Integración Económica Centroamericana

Con el objetivo de poder empezar a dar pasos en la formación de una coalición que trabaje …