Mucha gente piensa erradamente que las artes marciales promueven la violencia y la agresión física hacia los demás. Sin embargo, las artes marciales son un conjunto de prácticas ancestrales que vienen de Asia (se originaron en China y luego evolucionaron en varios estilos en Japón y Corea, hasta llegar a Occidente), que están basadas en la auto-defensa, la salud, la protección personal, el desarrollo personal, la disciplina mental, la forja del carácter y la autoconfianza. En otras palabras, más que un deporte o pasatiempo, las artes marciales son un camino de perfección mediante el uso de varias técnicas concretas.

Los beneficios de practicar artes marciales son innumerables:

  1. Son una forma excelente de adquirir y mantener una buena condición física. Los estudiantes de artes marciales pueden aumentar la masa muscular y ayudarlos a estar más tonificados en general; además de acelerar el metabolismo y ayudar a la pérdida de peso.
  2. Ayudan a prevenir enfermedades y padecimientos cardiovasculares. Especialmente durante el entrenamiento, los ejercicios realmente pueden ayudar a aumentar la frecuencia cardíaca, ayudándolo a desarrollar la resistencia cardiovascular y aumentando el impacto positivo de su ejercicio aeróbico.
  3. Ayudan a la salud mental y al autoestima. Las artes marciales en realidad ayudan a las personas a llevar una vida más tranquila y autosuficiente. Esto sucede por varias razones, una de las cuales es la atención plena. Para sobresalir realmente en las artes marciales, es importante prestar mucha atención.

No importa el estilo que decidas aprender o desarrollar: desde el karate tradicional hasta las artes marciales mixtas, los beneficios para tu vida serán incalculables.

 

Check Also

Razones por las que debes ver el nuevo drama policial de HBO

Si estás en búsqueda de una historia llena de giros inesperados que involucran la investig…